¿Carpa industrial o almacén temporal?Si alguna vez ha oído el término carpa industrial y se ha preguntado qué significa, no está solo. Obviamente las carpas industriales no son para estar de fiesta hasta la madrugada, así que ¿para qué cree que utilizaría una? Y, aún más importante, ¿qué son y porqué la gente se refiere a ellas como carpas industriales?

¿Por qué es importante su nombre?

Una carpa industrial es la expresión que algunas personas utilizan para describir un almacén temporal industrial, una estructura desmontable, reubicable y que normalmente se utiliza como almacén in situ a corto o largo plazo, o como espacio operativo.

A veces también se utilizan expresiones como tienda industrial o de almacenamiento. No importa si nos referimos a estas estructuras como tiendas, carpas o almacenes. Lo que importa es si va a conseguir una tienda, una carpa o un almacén y cómo asegurarse de que aprecia la diferencia.

¿Carpas o almacénes industriales?

Un almacén temporal industrial es similar a una carpa en cierto sentido pero la principal diferencia, y la más importante, es el armazón. Se habrá creado con unas especificaciones considerablemente altas y tendrá un perfil más grueso y más resistente, que pueda cumplir las normas británicas de cargas de nieve y viento y de seguridad estructural. Básicamente, no es posible que se caiga debido a las peores condiciones meteorológicas que pueden darse en el Reino Unido y las autoridades encargadas del control urbanístico no tendrán que perder sueño por ella.

Una carpa industrial es, en su forma literal, una carpa que ha pasado toda su vida albergando bodas y fiestas y ahora se ha visto relegada a almacén. Es una estructura que consiste en un armazón de carpa de aluminio (considerablemente más pequeño que el armazón de un almacén temporal industrial y no tan resistente) con paredes blandas o duras y un techo de PVC.

a estructura de una carpa no es lo suficientemente resistente para utilizarla a largo plazo o para clasificarla como un almacén. Las autoridades encargadas del control de las construcciones pedirán en el mejor de los casos que la retire si ven que lleva más de 28 días instalada. En el peor de los casos, el armazón no resistirá las condiciones invernales, sobre todo las altas velocidades del viento y las cargas de nieve, y se convertirá en un riesgo serio para la seguridad de aquellos que trabajen en él y su entorno.

¿Por qué hay confusión al respecto?

La confusión puede atribuirse a tres similitudes clave entre las dos estructuras. Ambas utilizan un sistema de techo de PVC, ambas cuentan con estructuras de aluminio (aunque un almacén usa más aluminio para crear un perfil más resistente como se mencionó arriba) y ambos emplean una técnica de instalación similar.

El techo de PVC que se emplea en los almacenes temporales industriales es ciertamente un aspecto que se relaciona con algunas carpas. Sin embargo se trata de un material industrial resistente que está garantizado para el uso a largo plazo, es asequible, rápido y sencillo de instalar y fácil de remplazar si se dañase. También dejar pasar cierto grado de luz solar, reduciendo los costes energéticos durante el día.

Los armazones de aluminio son perfectos para estructuras que tienen que moverse de manera regular, las carpas, carpas industriales y almacenes temporales. Además los perfiles más gruesos y más resistentes de los almacenes temporales industriales resultan ligeros y fáciles de transportar y de manipular. Y, a pesar de ser consideradas como inferiores con respecto al acero, las estructuras de aluminio no se debilitarán por la corrosión y son maleables lo que significa que pueden flexionarse bajo un impacto lo que crea resistencia adicional.

Esencialmente es la cualidad de ligereza lo que permite la técnica de instalación increíblemente rápida, sencilla y asequible de la que hacen alarde tanto las carpas como los almacenes temporales. Las carpas y los almacenes se fijan, utilizando diferentes métodos para dar cabida todas las variedades de tamaño de estructura y peso, al terreno existente utilizando postes, pasadores o anclajes para el suelo, generalmente haciendo que no sea necesario la construcción de cimientos costosos y de larga duración. Esta técnica también hace que resulte fácil desmontarlas y reubicarlas, dejando unas pruebas mínimas de su existencia.

No cuesta ver que estas similitudes podrían crear confusión a la hora de que una persona perciba un almacén temporal industrial como una carpa o no. Los problemas comienzan cuando un proveedor a sabiendas intenta hacer pasar una carpa como un almacén industrial para uso a largo plazo.

Cómo ver la diferencia

Está en el armazón. Una carpa tiene un perfil pequeño, lo que significa un armazón más pequeño y más ligero que no está diseñado para el uso a largo plazo. Un almacén industrial temporal tiene un perfil más grueso y más resistente, y suele contar con una garantía de diez años o más.

Un indicador del armazón de la carpa que se está utilizando es la distancia entre cada nave/pata de la estructura y la altura de pared. En las carpas la distancia de nave suele ser 3 m y la altura de la pared suele tener un máximo de 3 m. Con un almacén temporal la distancia de naves suele ser de 5 m y la altura de la pared puede alcanzar los 6 m o incluso más.

De todas formas, para estar seguro debe preguntar si la estructura se ha creado conforme a los códigos de construcción europeos. Si el proveedor no le puede proporcionar esta información entonces es posible que le estén dando una carpa vieja que ha sido relegada a hacer de almacén.

¿Todavía le preocupa su carpa industrial?

Hable con alguien del sector, un perito o con su organismo de control de construcciones local. Además, el equipo técnico de HTS está siempre disponible para ofrecerle asesoría imparcial, objetiva y útil en relación con su carpa o almacén industrial, incluso si es de otro proveedor.